· GOTA gorda la que sudaron por un año los funcionarios de la Corporación para el Desarrollo de la Zona Fronteriza Norte, la Codefront Nuevo León, que encabeza Hugo González, para cristalizar un proyecto largamente codiciado.

Están por obtener la más alta certificación de seguridad en el comercio que los acreditará como Operador Económico Autorizado, OEA, algo que muy pocas empresas o prestadores de servicio obtienen de la Organización Mundial de Aduanas.

Serían el primer cruce fronterizo mexicano con esa distinción, tras 12 meses de viacrucis que los llevó a invertir 2 millones de pesos en capacitación de personal, estandarización de procesos, instalación de cámaras y sistemas, entre otras.

 
 
· RUTAS abre también la movilidad terrestre interfronteriza ahora que la transportista Greyhound Lines México sumará a su servicio la semana entrante una nueva ruta.

Abren nueva ruta Monterrey a McAllen, por lo que para dar el balazo de salida viene a estos parajes regios el vicepresidente de operaciones de Greyhound Lines Inc, José Luis Moreno.

A tres años ya operan rutas desde la cuna del cabrito a Laredo, McAllen, San Antonio, Houston, Dallas y Austin.

 
 
· EXPECTATIVAS las que levantó ayer en los analistas de intermediarias financieras como Citibanamex, la información que hoy esperan divulguen los directivos de Alpek, la filial petroquímica de Alfa.

Tras sus recientes fusiones y adquisiciones en las que destaca la venta de sus plantas de energía eléctrica y una pequeña compra de una recicladora de PET en Estados Unidos, ven con buenos ojos la compra de acciones de la compañía.

Pero no todo es miel sobre hojuelas de PET, pues esperan resultados débiles para el cuarto trimestre del 2018 por pérdidas de inventario por 45 millones de billetes verdes por la caída en el precio del petróleo.